Alaior (Baleares)

21 05 2020

En el centro de la Isla de Menorca, a caballo entre Maó y Ciutadella de Menorca, se encuentra Alaior, siendo cuna del famoso queso de la isla.

Plaça de la Constitució

La ciudad de Alaior, edificada alrededor de la antigua colina de Ihalor, nombre de donde proviene su actual topónimo, fue fundada por el rey Jaume II de Mallorca en el año 1304.

Calle del casco histórico

La iglesia de Santa Eulàlia es la primera imagen que nos encontraremos al entrar en Alaior. La estructura del edificio fue reedificada en el siglo XVII con inspiración barroca, desde ella podemos acceder a la calle que lleva al Parc Munt de l’Àngel.

La posición elevada de este mirador brinda un magnífico observatorio sobre el entorno rural.

Vista panorámica de Alaior

Junto a la iglesia se encuentra la Plaça des Fossar, presidida por la estatua del rey Jaume II, y muy cerca el Refugio Antiaéreo de la Guerra Civil.

Iglesia de Santa Eulàlia

La capilla del Rosario se encuentra en el interior de la iglesia de Santa Eulàlia. La otra iglesia de la población, la de San Diego, es hoy el centro de exposiciones y sala multiusos, encontrando a su lado el claustro de los franciscanos (Es Convent).

Calle de Alaior

Los molinos que rodean la población, el d’en John, el d’en Pujol, así como los cuellos de pozos que todavía se mantienen dentro de la trama urbana, denotan su tradición agrícola. 

El palacio Can Salort, la expresión de la arquitectura civil representativa de antiguas familias acomodadas, es sede de la extensión universitaria de les Illes Balears.

Torre d’en Galmés

En su término municipal se encuentran importantes poblados talayóticos, como el de Torralba d’en Salort, Torre d’en Galmés o la necrópolis de Cales Coves.

Torre d’en Galmés

En Torralba d’en Salort destaca la taula, la más grande de Menorca, dos talayots, una sala hipóstila y una muralla ciclópea.

Poblado talayótico

Torre d’en Galmés es el poblado más grande de Menorca. Su situación, en lo alto de una colina, lo hace extremadamente adecuado para mantener el control territorial de buena parte de la costa sur de la isla.

Cronológicamente, perduró desde el periodo naviforme (1700-1400 a.C.), del cual se conserva un hipogeo cerca de la zona de recogida de agua, hasta la época romana tardía, aunque también se han hallado restos de época islámica (siglo XII d. C).

Ajuntament de Alaior

El plato estrella de la gastronomía local es la «perdius amb col» (perdiz y col), proveniente de la actividad tradicional de la caza, además del famoso queso de Menorca. Especial mención sus famosas ensaimadas y la «pomada» una bebida de ginebra y limón.

Los vinos con D. O. Vi de la Terra de Menorca, son perfectos para acompañar la gastronomía de Alaior.





Fornells (Baleares)

15 01 2020

Fornells es un pequeño pueblo de pescadores al norte de Menorca, perteneciente al municipio de Es Mercadal, con una gran bahía de más de tres kilómetros de longitud.

Puerto pesquero de Fornells

Cerca de Fornells encontramos varias calas cercanas muy conocidas, destacando la Cala Tirant, la Cala de Cavalleria y la Cala Pregonda, algunas de ellas presentes en portadas de disco, como esta última en un L. P. de Mike Oldfield.

Iglesia de Sant Antoni Abat

La iglesia de Sant Antoni Abat de Fornells, es una iglesia situada en el Carrer de les Escoles. La iglesia data de mediados del siglo XVII, se da la fecha de 1639 como el año de su construcción, y daba servicio al pequeño arrabal entorno al Castillo de Sant Antoni,  si bien fue ampliada en el siglo XVIII.

Cala de Fornells

Se tiene presencia de población al menos desde el siglo V d.C. tal y como da testimonio la iglesia paleocristiana del puerto.

Durante la Edad Media se construyó la atalaya de la Mola de Fornells, que vigilaba y protegía la costa norte de Menorca. A partir del saqueo del corsario Barbarroja sobre Maó y el ataque pirata a Ciutadella en 1558 se decidió la construcción del Castell de Sant Antoni.

Bahía de Fornells

La presencia del Castell de Sant Antoni en Fornells dio pie al nacimiento de un arrabal que se puede considerar como el origen del actual casco antiguo del pueblo.

Entre 1630 y 1640 se constatan las primeras casas fornelleras y en 1713 ya se contabilizaban más de 100 habitantes. Los primeros vecinos de Fornells fueron soldados, y los familiares de estos, provenientes del Castell de Sant Felip, en el puerto de Maó, que se mudaron al norte de la isla.

Llaut menorquín

La Torre de Defensa de Fornells es una de las torres de defensa más grandes de la isla y fue construida durante la época británica, entre 1801 y 1802, con el objetivo de vigilar y proteger la entrada del puerto. El edificio tiene forma troncocónica, construido con piedra mortero y refuerzos de arenisca.

Puerto de Fornells

El puerto pesquero destaca por la presencia del llaut menorquín, embarcación típica de la isla. El llaut tradicional es una verdadera obra de artesanía y consiste en un pequeño barco de vela latina, de unos cuatro metros de eslora que sostiene tres mástiles y que puede alcanzar los siete nudos de velocidad.

Cap de Cavalleria

Cerca de Fornells se encuentra el Cap de Cavalleria, siendo el punto más septentrional de la isla y en el extremo del cabo se alza un faro elevado sobre un acantilado de 94 metros que ofrece una espectacular panorámica de la costa norte de la isla. 

Faro de Cavalleria

El Faro de Cavalleria fue construido en 1857,tras haberse producido ocho naufragios en el litoral el año anterior. Su haz de luz alcanza unos 58 km.

Antes de llegar a este punto se pasa junto al puerto natural de Sanitja, el tercero en importancia de la isla desde hace 2.000 años, cuando se le denominaba Sanisera. En la parte opuesta a la cala destacan las excavaciones de un yacimiento arqueológico que supone uno de los mejores testigos de la estancia de los romanos en Menorca.

Puerto de Fornells

Menorca regaló a los pescadores una bahía donde refugiarse de la tramontana en plena costa norte. Fornells respira mediterraneidad entre sus callejuelas encaladas y su agradable paseo marítimo repleto de restaurantes.

Calle de Fornells

Sin lugar a dudas, Fornells es el paraíso de la langosta, y su plato estrella famoso es la Caldereta de Langosta, que se puede degustar en los restaurantes de la población, destacando Sa Llagosta.

Caldereta de Langosta

Entre los platos típicos, además de la Caldereta de Langosta, destacan el «arrós de sa terra», las berenjenas al horno rellenas de pimiento o las perdices con col al horno, con butifarra, sobrasada y envuelta en una hoja de col.

Para acompañar los platos los vinos de Binifadet de Menorca.





Deià (Mallorca)

9 05 2016

En plena Sierra de la Tramuntana de Mallorca se encuentra el pintoresco pueblo de Deià, entre la montaña y el mar, en lo alto de una colina que domina el Mediterráneo.

deiá1

Sa Foradada

Entre los paisajes más conocidas de Deià figura la cala de Sa Foradada en la finca Son Marroig, conocidísima por el agujero de la roca («forat»).

deiá2

Deià

El núcleo de población de Deià está constituido por casas de piedra con sus fincas plantadas de palmeras, pinos o cipreses, que adquieren un tono rojizo al atardecer.

deiá4

Acantilados de Deià

Los acantilados de su costa se suceden entre calas de agua cristalina, mientras que en el interior del término municipal sus montañas se elevan hasta el Puig des Teix, su pico más alto, completando un paisaje maravilloso repleto de rutas de senderismo.

deiá5

Deià

Sus orígenes se remontan a la ocupación musulmana (S. X al XIII) cuando sus habitantes comenzaron la construcción de terrazas para el cultivo con sus sistemas de regadío, lo que llevaron a un gran avance de la agricultura de la zona.

deiá6

Deià

Tras la conquista por el Rey Jaume I el Conqueridor pasó a formar parte de la vecina Valldemossa hasta su independencia en el S. XVI.

En la década de los 60 y 70, la población fue invadida por artistas, músicos y escritores, que contribuyó al aire bohemio de la villa.

deià7

Detalle ornamental

Entre sus atractivos turísticos destacan el Museo Arqueológico, el Museo Parroquial, el Museo del Archiduque Luis Salvador en Son Marroig, el Museo Norman Yanikun o la Casa de Robert Graves (Can N’Alluny).

deia9

Iglesia del Rosario

La Iglesia del Rosario, de una sola nave, se encuentra adosada a una antigua torre de defensa, que hace la función de campanario, siendo construida en el S. XV. En el interior podemos admirar el Tríptico de Sant Joan Baptista.

deia8

Vista del Mediterráneo desde Deià

El Puig des Teix es la cima más alta con 1.064 m. de altura, desde las vistas de la isla de Mallorca son inmejorables. Otro de los parajes de montaña más bellos de Deià es el Puig Caragolí.

deià10

Cala de Deià

Entre las puntas de Son Beltrán y de Deià se encuentra la Cala de Deià, donde desemboca el torrente Major, siendo el lugar de baño de los «deianencs».

En esta cala se refugiaban las barcas de pescadores entre bancales dedicados a la vid y hortalizas, complementados con la ganadería ovina y caprina.

deià11

Sa Foradada

Sa Foradada era antiguamente un islote, pero tras una batalla entre corsarios africanos y tropas cristianas, en 1582, se decidió la construcción de un sistema de fortificaciones para proteger la costa, como la Torre de Sa Pedrissa.

deia12

Atardecer en la costa de Deià

La gastronomía local se basa fundamentalmente en los pescados y mariscos del Mediterráneo, como la dorada, el calamar o las gambas de Sóller.

Los vinos con D. O. Mallorca, sobre todo los blancos, maridan perfectamente con los frutos del mar.